Cómo comenzar con el Tai Chi



Aunque puedes alquilar o comprar videos o libros sobre el Tai Chi, considera buscar la guía de un instructor calificado para obtener todos los beneficios y aprender las técnicas adecuadas.




En la actualidad, puedes encontrar clases de Tai Chi en muchas comunidades. Para encontrar una clase cerca de tu hogar, comunícate con los centros de acondicionamiento físico, los clubes deportivos y los centros para personas mayores locales. Los instructores de taichí no tienen que estar certificados ni asistir a un programa de capacitación estándar. Es una buena idea preguntar por la capacitación y experiencia de un instructor, y obtener recomendaciones, si es posible.




Un instructor de Tai Chi puede enseñarte posiciones específicas y técnicas de respiración. También puede enseñarte cómo practicar taichí de manera segura, en especial, si tienes lesiones, afecciones crónicas, o problemas de equilibrio o coordinación. Aunque el taichí es lento y suave y, generalmente, no tiene efectos secundarios negativos, es posible que te lastimes si no empleas las técnicas adecuadas.

Después de aprender Tai Chi, es posible que, con el tiempo, te sientas lo suficientemente seguro como para practicarlo solo. Sin embargo, si disfrutas de los aspectos sociales de una clase, considera continuar con las clases grupales de taichí.

Fragmento de: https://www.mayoclinic.org/es-es/healthy-lifestyle/stress-management/in-depth/tai-chi/art-20045184

Esta entrada foi publicada em Uncategorized. Adicione o link permanente aos seus favoritos.